viernes, septiembre 29, 2023
InicioConsejosPrimeras semanas de embarazo: síntomas, pros y contras

Primeras semanas de embarazo: síntomas, pros y contras

Los primeros meses de embarazo son una fase muy delicada para la mujer: aquí hay todo lo que es útil saber para vivir este momento sin demasiada ansiedad. Descubre los síntomas, las cosas que hacer y las cosas que no debes hacer durante las primeras semanas de embarazo.

Las primeras semanas de embarazo

Durante las primeras semanas de embarazo es útil seguir algunas precauciones adicionales, no cansarse demasiado y “escuchar” a tu cuerpo. Tan pronto como la prueba es positiva, siempre es bueno llamar al ginecólogo para programar la primera visita o los primeros análisis que hacer.

TE RECOMIENDO VER

Semana a semana en el embarazo

Síntomas del embarazo

Los síntomas de las primeras semanas de embarazo pueden ser muy similares a los del síndrome premenstrual. Por esta misma razón, muchas mujeres no se dan cuenta al principio, y sólo piensan que el ciclo está desordenado. Sólo con el retraso del ciclo empiezas a pensar en un posible embarazo y es hora de tomar el examen. Estos son los síntomas más frecuentes de un embarazo:

  1. Retraso del ciclo menstrual. Por lo general, es la primera señal de la que una mujer piensa en un embarazo. Pero no siempre es fiable, porque el retraso de la menstruación también puede depender del estrés, los medicamentos, las enfermedades o, simplemente, un ciclo irregular.
  2. Pequeña pérdida de sangre. Son más suaves y menos duraderas que la menstruación normal, y a menudo pueden ocurrir al comienzo de un embarazo, pero siempre es bueno consultar a un médico para una revisión.
  3. Pechos más sensibles. En el embarazo el seno cambia debido a la tormenta hormonal que ocurre en el cuerpo de la mujer. El pecho se hace más grande y la mujer puede sentir una tensión dolorosa.
  4. Pezones más oscuros. Es un efecto debido al aumento de la presión arterial que ocurre en el embarazo.
  5. Sensibilidad a los olores. En el embarazo muchas mujeres se vuelven más sensibles a los oloresporque los sentidos refinan. Tienden a sentir desagradables olores fuertes como el de pescado, humo o café.
  6. Muy hambrienta. Vamos a disipar inmediatamente un mito: en el embarazo no debes comer durante dos. Por supuesto, en el embarazo en el cuerpo consume más energía, pero los ataques de hambre a menudo ocurren incluso en períodos de estrés o antes de la menstruación. El consejo es amortiguar el ataque de hambre con verduras frescas (zanahorias o hinojo) y seguir una dieta equilibrada durante todo el embarazo, para luego no tener problemas para volver al peso anterior.
  7. Vientre duro e hinchado.Se debe al aumento de la producción de progesterona que se produce durante el embarazo. Pero el estreñimiento y la hinchazón también pueden ocurrir independientemente de un embarazo.
  8. Tensión en la parte inferior del vientre. Es el útero que comienza a crecer para prepararse para el embarazo. También se pueden sentir algunos dolores en la ingle porque los ligamentos tienden a aflojarse: de esta manera el cuerpo se prepara para el vientre que dará la bienvenida al bebé.
  9. Estímulo para orinar. Es un clásico: las mamás embarazadas a menudo necesitan el baño. Este síntoma ya se puede sentir en las primeras semanas.
  10. Cansancio. En el primer período del embarazo, la presión arterial puede disminuir un poco, causando mareos y cansancio. El cansancio, sin embargo, también podría deberse a la anemia. Por lo tanto, es apropiado hacer los análisis de sangre.
  11. Náuseas y malestar por la mañana. Responsable de este malestar es la hormona del embarazogonadotropina corionica (HCG).Si el malestar es particularmente intenso es bueno hablar de ello con un médico.

Cosas que hacer durante el embarazo

  1. Elige a quien te acompañará (ginecólogo, partera, consejero). En primer lugar, elige quién te seguirá durante el embarazo: puede ser tu ginecólogo de todos los tiempos, una partera, o puedes ir a un consejero o a la clínica obstétrica-ginecológica del hospital donde crees que puedes dar a luz. Lo importante es identificar a una persona o un centro de referencia lo antes posible, que te seguirá los nueve meses de embarazo.
  2. Tomar ácido fólico. El ideal sería tomar ácido fólico incluso antes de la concepción, y en cualquier caso es muy importante que empieces a tomarlo tan pronto como descubras el embarazo. La integración del ácido se ha recomendado durante tres meses (o al menos un mes) antes del embarazo y durante todo el primer trimestre y es muy importante para la prevención de anomalías congénitas, en particular las relativas al tubo neural como la espina bífida. La dosis estándar es de 400 microgramos por día, a menos que haya condiciones específicas, como epilepsia o diabetes tipo I, que requieren incluso una dosis más alta.
  3.  Revisa tus medicamentos. No todos los medicamentos se pueden tomar en el embarazo.Si estás tomando medicamentos debido a enfermedades crónicas, es mejor consultar inmediatamente con tu ginecólogo, que decidirá si continuar, modificar o suspender el tratamiento. En cualquier caso, es bueno buscar consejo del ginecólogo antes de tomar cualquier medicamento, incluso sin receta.
  4. Toma precauciones contra la toxoplasmosis. Si aún no conoce el estado de inmunidad contra ciertas infecciones como la toxoplasmosis, es necesario tomar inmediatamente algunas precauciones, como consumir sólo carnes cocidas, lavar a fondo las verduras crudas y evitar el contacto con las heces de los animales, especialmente el gato.
  5.  Beber mucha agua Durante el embarazo, aumentar la cantidad de agua que el cuerpo necesita hasta siete u ocho litros más de lo habitual, por lo que es normal que una mujer embarazada necesite más agua. Garantizar el suministro adecuado de agua sirve para mantener el volumen plasmático óptimo dentro de los vasos sanguíneos, evitando caídas de presión.
  6.  Proteger la piel del sol. En verano, es mejor no exponerse al sol en las horas más calurosas. Además, recuerda aplicar siempre protector solar especialmente en la cara, donde, por razones hormonales, pueden aparecer manchas oscuras (el llamado cloasma embarazada).
  7.  Las vacunas contra la gripe y la tos ferina.  Generalmente deben evitarse durante el embarazo, con dos excepciones. De hecho, la vacuna antigripal y la vacuna contra la tos ferina son muy recomendables por los expertos, que ayudan a proteger la salud de la madre y el feto. Ambas vacunas deben llevarse a cabo en el segundo trimestre.

Cosas que no hay que hacer durante el embarazo

No al tabaquismo y al alcohol. Un estilo de vida saludable es muy importante en el embarazo y ciertos comportamientos que podrían poner en riesgo la salud del feto deben eliminarse inmediatamente. Por lo tanto, se recomienda:

  1. Dejar de fumar
  2. Dejar de tomar alcohol

Fumar cigarrillos durante el embarazo se asocia con numerosos riesgos, tales como:

  • Aborto prematuro
  • Bajo peso al nacer

El alcohol también debe evitarse: cruza fácilmente la placenta y puede ser responsable del síndrome feto-alcohólico. Por cierto, hay que tener en cuenta que no hay una dosis segura de alcohol en el embarazo, por lo que como precaución es aconsejable evitarlo por completo.

No a los deportes intensos 

¿Es bueno el deporte durante el embarazo?

Evita deportes intensos o de riesgo de trauma como esquí, equitación, boxeo, jogging y todas las actividades competitivas. Pero cuidado, esto no significan que tengas que acostarte en el sofá durante nueve meses, todo lo contrario, la actividad física y los deportes te hacen bien durante el embarazo, pero hay que elegir los que más se ajustan y sean más seguro para el embarazo.

TE RECOMIENDO VER

RELATED ARTICLES
- Advertisment -Anuncio

Most Popular

Recent Comments